The Adversiter Chronicle

viernes, 1 de junio de 2018

CRÓNICAS EN LA ÓRBITA DE LA ESTRELLA POLAR de W. Bishop


CAPÍTULO IV
Espejismos sensitivos
 
He de confesar que estoy a gusto y confortable en el Módulo Hábitat. Las sondas de suministro y las comunicaciones son tan perfectas que asustan...
Polaris ha efectuado transmisiones...

Hace una década, cuando se consiguió ensamblar un núcleo neurona a un nanoprocesador, se dieron cuenta de que el núcleo neurona creaba sinapsis mediante el nanofluido que se producía en las nano herramientas, que a fin de cuentas eran piezas a nivel del átomo y que como toda fricción entre piezas metálicas, por muy nano pequeñas que fueran, produce un roce, el núcleo neurona lo aprovechaba. Si bien al principio eran incongruencias en las secuencias, los científicos pronto se percataron de que el núcleo neurona necesitaba estar en constante procesamiento o se produciría un colapso, datos dignos de brote psicótico que siempre terminaban en abortos o fracasos de misión...
Se decidió alimentar al núcleo neurona de datos insustanciales, de Literatura e Historia, de forma que su procesamiento de información diera lugar a un bucle de razonamiento...
Hoy Polaris ha respondido a esos parámetros disparando fuego simulado a objetivos reales...
Alguien pensó que si al núcleo neurona le daban información enciclopédica, el bucle sería infinito...
El problema es que nunca se pensó que el núcleo neurona contactara con inteligencia extraterrestre...
Polaris, su programa, creyó contactar y sólo son astronautas en órbita errática, demasiado lejanos de las patrullas exteriores y demasiado cerca de la órbita de mi asteroide...
Son cadáveres transmitiendo su agonía.

The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton  Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/
 



                                                      

No hay comentarios:

Publicar un comentario