The Adversiter Chronicle

martes, 26 de junio de 2018

DESDE RUSIA CON BALÓN


Crónica del Mundial 2018 desde El Moscú con el Sistema BAR, por F. O. Roffön

La Roja a octavos contra Rusia

Cuando The Adversiter Chronicle me pidió que hiciera las crónicas del Mundial de Rusia con el nuevo sistema, supe que era mi oportunidad. Sin reparar en gastos, he instalado la corresponsalía en El Moscú, bar de larga trayectoria y parroquianos fieles donde el único peligro es comer un pincho de tortilla, ensaladilla rusa o cualquier cosa que lleve huevo en época estival. En cuanto al sistema BAR que se estrena en este Mundial hay que decir que en el mundo hispano lleva años implantado aunque las autoridades futboleras no lo admiten como parte del arbitraje y, sin menoscabo del resto del mundo, no creo que el BAR acierte tanto en el extranjero, sin embargo en cualquier bar de España se decide enseguida respecto a jugadas polémicas. De momento gracias al sistema, hemos pasado a octavos y como primeros de grupo...

Empezamos con esa fea costumbre tan hispánica de disparar a nuestros propios pies cuando a falta de dos días para debutar en el Mundial, el nuevo mandamás de la RFEF decide despedir sin contemplaciones al seleccionador porque había firmado un contrato para fichar por el Real Madrid. La decisión ha sido causa de enconados debates y en mi etílica opinión ambas partes tienen sus razones y sus argumentos. Lo anómalo es que Lopetegui había firmado su renovación como seleccionador hasta la próxima Eurocopa fechas antes lo que nos lleva a un interrogante clave: ¿Sabía Lopetegui y la RFEF de tal posibilidad y estaban al tanto las autoridades federativas y Lopetegui advirtió de que iría al Madrid si se terciaba la oportunidad?

Lo cierto es que el fútbol profesional se mueve en parámetros distintos a otros ámbitos laborales y que un entrenador sea seleccionador a la vez que entrenador de un equipo, no es nuevo ni suena extraño. Si uno fuera mal pensado, pensaría que todo esto le interesaba al presidente del Real Madrid porque un equipo como el suyo no puede permitirse que el entrenador no haga la pretemporada con la plantilla, cosa que hubiera ocurrido de llegar España lejos en el Mundial y el lógico y posterior descanso, con lo cual el nuevo míster blanco no se incorporaría a su trabajo hasta bien entrada la pretemporada. Si Lopetegui no advirtió de que ficharía por un equipo si se lo ofrecían o llegaban a buen puerto las negociaciones, el despido es procedente en un ámbito laboral donde se rompen contratos, se cesa o se dimite con una alegría que no se ve a nivel proletario y sí a niveles de altos ejecutivos. Lo cierto es que aún con razón, no era muy prudente despedir al seleccionador dos días antes de la cita mundialista. Quise realizar una labor de investigación para ver si existe correlación entre la dimisión de Zidane y el fichaje de Lopetegui por el Real Madrid, pero el chigrero de El Moscú no guarda la prensa y me ha sido imposible cotejar los datos...

Y llegó el primer partido contra Portugal, duelo ibérico entre la campeona de Europa a la que se la critica afirmando que sólo juega Cristiano, pero Portugal sabe jugar sus cartas, Cristiano brilla porque por una parte el equipo trabaja por y con él, y él por su parte juega con el equipo. Dio la impresión de que Portugal nos empató porque Cristiano marcó los goles, pero son campeones de Europa con su forma de jugar. Lo que hace a Cristiano estar un peldaño por encima de Messi es que con su selección rinde tanto como con su equipo mientras que Messi por distintas causas no brilla y casi no juega con Argentina. Pero cualquier equipo con uno de ellos es peligroso y competitivo porque te destrozan en medio minuto o una jugada, ejemplo es cómo logró Cristiano sacar la falta que propició el empate final a Piqué.

Tocaba Irán en el segundo partido del grupo y venía con la vitola de tres puntos a costa de Marruecos. Nos costó un huevo y parte del otro lograr la victoria ante una Irán que sabe cuáles son sus bazas y han entrenado como llevarlo a la práctica. Marruecos había demostrado ante ellos y los lusitanos que eran un equipo que jugaban con desparpajo al nivel de cualquier selección europea de segunda fila, por desgracia su juego y competitividad no tuvo reflejo en los resultados y llegaron al encuentro contra España ya eliminados lo que conllevó que empezáramos a vender la piel del oso antes de cazarlo. La Roja pasó la prueba con un empate que se logró gracias a la tecnologïa aplicada al arbitraje aunque se tardó en saber la decisión mientras que aquí en el bar se cantó gol legal casi antes de que entrara en la portería el balón. Además el partido casi acaba a hostiazo limpio como mandan los cánones entre buenos vecinos que además tienen una historia común de guerras y encontronazos...

España pasa a octavos a la manera italiana, jugando mal con destellos de su fútbol a ráfagas, con un puntito menos de la velocidad necesaria y sobre todo con errores que son regalos para el contrario en la defensa. El portero nos hace sufrir cada vez que tiene que intervenir y los defensas jugando a la lotería rusa con el balón cerca de la portería. Hay que hacer una renovación porque el sagrado de Iniesta ya no está para el juego total que debe jugar España para poder triunfar. Queda el consuelo de que empezar a la italiana nos lleve a llegar a la final como hacen los italianos. El primer obstáculo es una Rusia que ha tenido resultados engañosos pero que al toparse con una selección de primer orden como es Uruguay, juegan de puta pena como demostraron en los amistosos previos al Mundial. Mas Rusia no es una perita en dulce y si le hacemos regalos nos perforarán la portería sin contemplaciones ni compasiones. España debe jugar bien y ello implica que se hagan ajustes que nos permitan tener la fortaleza de presionar para robar el balón al contrario y defender jugando la pelota haciendo fatigarse al contrario, así de simple...
Lo contrario será salir derrotados.

Y lo bueno de ser hispano es que se tienen varias selecciones con simpatías, la derrota de Alemania a manos de los mexicanos se vivió en el bar como si fuéramos mariachis, sufrimos con Colombia en su primer encuentro y saltamos tomando sidras y tapas de sancocho cuando superó a los croatas. Con Argentina nos quedó cara de perplejidad patagónica al ver que una plantilla plagada de calidad contrastada y el genio único de Messi no logran ser un equipo como selección. Pero es un mundial emocionante donde parece que el fútbol se ha implantado con fuerza fuera de tierras europeas y americanas donde hay que destacar al mundo islámico que ha tenido en Marruecos una referencia aunque no pasaran el primer corte de la fase de grupos. Así que seguiremos al pie del cañón y en el BAR pese al peligro de sus pinchos...
¡Todo sea por el deporte así que otra de sidra con unas bravas, y ligero chigrero, ligeeero!
F. O. R.

The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton  Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/
 





 
theadversiterchronicle@hotmail.es                                    

No hay comentarios:

Publicar un comentario