The Adversiter Chronicle

lunes, 3 de mayo de 2021

REFLEXIONES EN VOZ ALTA de Skizo´s Blues

Parece que en esta pandemia los dioses de todo tipo y espiritualidades no miran por sus rebaños de fieles. El ejemplo más elocuente tal vez sea India con sus piras funerarias, los contagiados agonizando en el interior de sus coches y es de suponer que el sistema de castas tampoco es freno para el coronavirus...
Esta pandemia, como todas las guerras, deberá ser erradicada por el Ser Humano aunque luego demos gracias a los dioses y se saque al santo en procesión, pero de momento encomendarse a una divinidad sólo sirve para ver culpa propia a un castigo divino que justifique el vivir tiempos revueltos...
Si la cosa afecta a toda la población humana del planeta es absurdo poner trabas a la producción masiva de vacunas cueste lo que cueste a los laboratorios que la producen levantando las patentes. Si uno es accionista de un laboratorio es natural que se vea con recelo tal medida pero si la gente humana sigue cayendo como moscas y no hay vacunación global también se quedarán sin clientes para el resto del catálogo de medicamentos que se fabrican. Con patentes universales se evitarían cretinismos humanos como dejar sin vacunar a quienes estando en primera línea de combate son vistos como ajenos cuando forman parte del todo...
Todo se reduce a si queremos erradicar la pandemia o seguir aprovechándose de la misma para vivir del cuento que se nos cuenta a elección del usuario y usuaria, ya sea un cuento nacionalista, demagógico, salvavidas y hasta cuentos de Navidad como que el año próximo será mejor que el anterior. Puesto a contar cuentos me inclino por los cuentos de final feliz que siempre reconforta más y aunque no ayude a conciliar el sueño puede servir para conciliar antagonistas...
Ya es mayo, mes de las flores, en las tumbas que no cesan de recibir inquilinos.

The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido

Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton Jr. IV
http://theadversiterchronicle.org





theadversiterchronicle@hotmail.es
 






No hay comentarios:

Publicar un comentario