The Adversiter Chronicle

martes, 8 de enero de 2019

"Deporte sin porte", por F. O. Roffön


Una sección de F. O. Roffön en exclusiva para The Adversiter Chronicle

Comenzamos el año mordiendo el polvo maño, el Real Oviedo se pone por delante y los del Madrid lloran por el sistema BAR que ya dijimos que fallaba cuando el Mundial

Menuda manera de empezar el jodido año nuevo perdiendo contra los maños y donde más duele que es en El Molinón, si encima hago memoria de la última crónica del año pasado donde afirmé que los carbayones estaban romos, van y ganan al Numancia metiendo tres golitos y los jóvenes y no tan jóvenes atletas del once rojiblanco parece que cuando huelen puerta se cambian los tacos por madreñes porque madre del amor hermoso que es un dolor verles rematar, por decir algo...

El caso es que los partidos entre Real Sporting y Real Zaragoza son un clásico para ambas aficiones, posiblemente las más leales de todas ya que no son equipazos con estrellas mundiales que acaparan cromos, camisetas, mercadería y contratos publicitarios. Son ambas aficiones sufridoras, que no desfallecen ante las distancias, que arropan a sus onces aunque sean chepos de cojones y en ambos casos dos equipos que vivieron tardes de mayor gloria. Pero transmiten la afición hasta que se lleva en la sangre y será difícil que un forofo de ambos equipos digan que además son del Real Madrid o del Barça, o eres del Zaragoza o eres de Sporting porque sólo selección española comparte el amor futbolero. Luego está que el Real Zaragoza al igual que el Real Betis o el Real C. D. Espanyol, son equipos que se nos suelen atragantar en casa sin importar la categoría pero el derbi astur-aragonés ha traído a parte de la afición recuerdos de otros tiempos de mayor gloria y triunfos para ambos...

Y los de la vetusta capital del Principado empiezan el año ganando y encima se ponen por delante en la tabla clasificatoria, situación que debería llevar al cese fulminante del máximo accionista como tal. Sé que no ocurrirá pero por demandarlo que no quede, no puede ser que estemos ante tan bochornosa clasificación a estas alturas, puede que no subamos, puede que no nos ganemos ascender, pero osar y permitir que los de Oviedo nos adelanten en la tabla clasificatoria, vive Dios que es intolerable...
Felicitar a los carbayones y yo me alegro por su míster que el pobre debe sudar de si renovar la tarjeta de la zona azul o no porque lo están pre-cesando desde que nos derrotó en El Tartierón.

Andan llorosos y lamentos los del Real Madrid porque lo del BAR les ha perjudicado, dicen y afirman. Pero esto ya lo avisamos durante las crónicas del pasado Mundial. Puede que los países nórdicos tengan el sano juicio de ir al bar lo justo y pueden apreciar mejor las jugadas, pero en los países latinos y particularmente en el caso hispano, pues que si unas olivitas y caen una sidras, unas birras o unos cubatas, luego que si las bravas y otra ronda que paga aquel, que si unos morunos y más rondas y claro, hay jugada y no se pone ni Dios de acuerdo y se montan unos girigais de tres pares de cojones. Además tengo la prueba científica: hay un sueco liado con una dominicana que es cuñada del Anselmo... El caso es que el sueco está pasando las fechas por el barrio y le hemos invitado a sumarse al sistema BAR; mira que dicen que los vikingos se bebían hasta los cuernos que servían de floreros, pero aguante ninguno. Fue tomarse cuatro culines, claro que no entendió lo de forrar entre culín y culín, pillándose un pedo-melopea que cuando marcó el Sporting ya estaba completamente K.O. Así que menos lamentos que si se empeñan en embriagar al personal es normal que el criterio del BAR pues cometa errores, como el vikingo este sueco cuando llegó y le vio la dominicana con una cogorza de aquí te espero...
¡Y sólo fueron cuatro culines, que al final cayeron cinco cajas!
F. O. R.

The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton  Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/
 

 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario