The Adversiter Chronicle

jueves, 26 de abril de 2018

"Deporte sin porte", por F. O. Roffön


Una sección de F. O. Roffön en exclusiva para The Adversiter Chronicle

Un F. C. Barcelona politizado gana una Copa del Rey politizada

La crónica debería ser una alabanza a la victoria del Barça por un contundente 5-0 a un brillante finalista como era el Sevilla, la despedida de Iniesta levantando su última Copa, merecida estampa para el estandarte de toda una época gloriosa del fútbol hispano, diría que español pero me temo que ahora mismo es políticamente incorrecto como en su día fue, hasta seguir hoy, con el tema de hablar español. Pero es la crónica del clímax de la politización del deporte con dimes y diretes, amenazas más bien, que iban desde que el Barça renunciaría a jugar la final pasando por un simbolismo en la uniformidad sin olvidar arengar a las masas aficionadas a que se plantaran con camisetas amarillas desafiando al personal...

Lo mejor será ir por partes y la primera fueron las amenazas de los gerifaltes del club por medio indirecto de que la entidad se sumaría a la rebelión secesionista de una parte de la clase política catalana. Que el independentismo encuentra en el club una altavoz y difusor de sus tesis ni es cosa nueva ni ha de sorprender, los equipos vascos y catalanes fueron pioneros en lucir sus banderas terruñeras en la chepa y ahora es algo normal ver las mismas en equipos de todas las regiones. Pero parece que la entidad tiene miedo, algún día dirán de qué, y se suma a las tesis del prófugo Puigdemont y resto de adláteres que bailan a su soniquete salpicando la competición y distorsionando una fiesta del deporte hasta convertirla en un esperpento. Si tanto les molesta la situación política deberían ser consecuentes y abandonar la competición antes de la final e incluso la Liga...

Las amenazas de jugar con la senyera son demagogia porque podemos recordar al Valencia cuando tenía a Kempes y jugaba con la bandera de la región, pero se utiliza el equipamiento con espíritu de kale borroka, como queriendo ofender porque se sienten ofendidos. Que se requisaran las camisetas amarillas está permitido por la legislación vigente cuando sean vehículo de enfrentamiento. Porque cretinos los hay independentistas catalanes y constitucionalistas y pasa como en los chigres con los faltosos, que te apartas o les ignoras y seguimos a lo nuestro hasta que un día se encuentra con otro faltoso y acaban engarrados a hostias. Muy mal la directiva del Barça azuzando al personal porque encima los políticos secesionistas llamaban a la afición a pasar de la fiesta del fútbol y que se enfrentaran aunque fuera simbólico...
Eso sí, si llega a haber hostias la clase política secesionista no estaba presente en el estadio.

Por desgracia. pese a la buena marcha del Sporting en la lucha final por el ascenso, sabemos la afición a dónde lleva el cretinismo político llevado al fútbol con un vergonzoso episodio en la ciudad de un grupo de cretinos politizados que se liaron a dar hostias a la clientela de un local hostelero. Porque el tema de politizar el fútbol no es cosa exclusiva del F. C. Barcelona, los equipos han consentido desde hace décadas que los grupos de ultra derecha camparan a sus anchas en las gradas, los desplazamientos y cualquier festejo de la afición. Supongo que era lógico llegar al estado actual de las cosas en los estadios al politizar la Liga el F. C. Barcelona.

Ha sido la final con menos gancho que se recuerda de los últimos tiempos porque el deporte es la antítesis del enfrentamiento político. Los europeos nos habríamos dado de hostias desde 1945 si no fuera en gran medida por el fútbol que permite que ahora los Estados de la UE y riberas aledañas se enfrenten a base de patadas a una pelota y no a patadas en el culo. Y si avanzamos a una aldea planetaria e interconectada, el deporte será fundamental para forjar una paz que nos lleve a nuevas fronteras más allá de nuestro planeta. La final la ganó el F. C. Barcelona pero el deporte y la afición han sido los perdedores...
Una pena de final y una pena de campeón gracias a su politización del deporte.
F. O. R.


The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton  Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/
 


 
theadversiterchronicle@hotmail.es
                                                      


No hay comentarios:

Publicar un comentario