The Adversiter Chronicle

martes, 21 de mayo de 2019

OBITUARIO

por F. O. Roffön

 
NIKI LAUDA, piloto de Fórmula 1


Ha fallecido quien era una leyenda viva dentro del automovilismo de competición y de la Fórmula 1 en particular como era Niki Lauda. Toda una generación que era infancia por entonces, tienen grabado a fuego en su memoria, aunque no recuerden que era 1976, las imágenes de su bólido ardiendo como una tea con el piloto sentado en lo que pareció una eternidad. Pero logró burlar a la muerte aunque ésta le dejara su tarjeta de visita como recordatorio perenne en forma de atroces quemaduras en el rostro...
Eran tiempos difíciles para que el deporte rey del automovilismo cuajara en el mundo hispano, donde dominaban el inglés y el francés y sin presencia hispana. Horarios brutales en televisión o transmisiones en diferido, eran acicates para elegir otras disciplinas deportivas más asequibles al bolsillo de la ciudadanía como el ciclismo, fútbol y demás; la Fórmula 1 se veía como algo propio del extranjero, sin embargo desde el accidente de Niki Lauda, algo cambió y comenzó el camino para el deporte de masas y global en que se ha convertido el circo de la F1.
Por alguna razón, Niki Lauda se convirtió en un héroe, un milagro andante que, lejos de apartarse de los traumáticos recuerdos, se lanzó con igual ímpetu y talento que antes logrando tres títulos de campeón en su palmarés. Fueron incontables los hogares donde se jugaba al Scalextric con el mítico seis ruedas que pilotaba. Cuando aparecía en los medios, con su rostro marcado y sin embargo siempre alegre, Niki Lauda era ese conocido del que siempre te alegras de recibir noticias...
No soy de hacer epitafios, me han pedido que haga unas líneas y me he dado cuenta de que Niki Lauda fue mi primer héroe en la vida real y recuerdo perfectamente el coche en llamas con él dentro. Siempre me alegré de verle vivo y embarcándose en proyectos, tal vez porque fue la primera vez que me impactó algo, pero desde entonces me gusta la F1 y creo que es gracias a Niki Lauda, otros y otras admiraron a Senna, a Shumacher o Alonso, pero mi ídolo del motor era, y es, Niki Lauda...
Descanse en paz.

The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton  Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/
 




 
theadversiterchronicle@hotmail.es
                                                   






No hay comentarios:

Publicar un comentario