The Adversiter Chronicle

viernes, 9 de agosto de 2019

"Lomo con tapas", suplemento literato cutre


Suplemento literato cutre de The Adversiter Chronicle

Libro: Medianoche en Pekín
Autor: Paul French
Editorial: Plataforma Editorial
Traducción: Ricard Vela
Edición: 2014

La propuesta de hoy es un libro ideal para el periodo estival, sin menosprecio de cualquier época del año. Intriga, emoción, un viaje en el tiempo al poco conocido periodo de la expansión japonesa en China aprovechando las divisiones políticas entre comunistas y nacionalistas. Un escenario siempre enigmático a ojos occidentales como es la ciudad de Pekín donde nos asomamos al universo de las delegaciones diplomáticas con su clasismo y el orgullo de un Imperio Británico donde las autoridades británicas anteponen el buen nombre de la nación ante cualquier problema que empañe la imagen y finalmente una emocionante historia detectivesca donde, con ágil estilo narrativo, el autor nos presenta un magnífico relato y esclarecimiento del misterio...

Habréis notado que he disfrutado con su lectura, pero reconozco que es un libro que me ha sorprendido gratamente y de esas lecturas que te atrapan. La historia es fascinante para la lectura casi un siglo después de los hechos: una joven mujer occidental es asesinada y cruelmente descuartizada como si fuera una pieza de caza al lado de la Torre del Zorro, lugar en horas nocturnas que despierta los miedos de la población china por la leyenda que la acompaña. De la mano de la investigación posterior, viajamos a los bajos fondos de la capital china donde conviven rusos y rusas huidas de la revolución rusa, occidentales en busca de emociones o escondidos de sus semejantes y todo un universo que se derrumba ante la inminente ocupación de la ciudad por las tropas niponas.

Paul French, nacido en Londres y educado en la capital británica, ha vivido y trabajado en Shanghái durante muchos años. Sus análisis y comentarios sobre China gozan de una amplia difusión y ha escrito varios libros.

Y no puedo contaros más del autor porque la contraportada es parca en datos aunque es de suponer que en Internet encontréis más información. A continuación una breve reseña que os incite a su apasionante lectura:

 
Un crimen en el Pekín de 1937...

El sector oriental del viejo Pekín ha estado dominando desde el siglo XV por una robusta torre de vigilancia que se construyó, como una parte de la muralla tártara, para proteger la ciudad de los invasores. Conocida como la Torre del Zorro, se creía que estaba poseída por espíritus zorro, una superstición que provocaba que el lugar quedara desierto de noche.
Cuando se ponía el sol, esa zona se convertía en el dominio de miles de murciélagos que vivían en los aleros de la Torre del Zorro y revoloteaban bajo la luz de la luna como sombras gigantes. Las otras únicas presencias vivas de la zona eran los perros asilvestrados, cuyos aullidos despertaban continuamente a los vecinos. En las mañanas invernales, el viento azotaba los ojos y las manos desnudas, ya que transportaba el polvo del cercano desierto de Gobi. Muy pocos se aventuraban a salir pronto de sus casas en esa época del año, pues preferían disfrutar de la calidez de sus camas.
Pero el 8 de enero de 1937, justo antes del alba, los culís que tiraban de los rickshaws a lo largo de la muralla tártara, que era lo suficientemente ancha como para transitar sobre ella a pie o en bicicleta, se fijaron en las luces de unas linternas cerca de la base de la Torre del Zorro y vieron unas figuras que no alcanzaron a distinguir. A falta de tiempo y de ganas para detenerse, continuaron con sus quehaceres, con la cabeza baja y un pie delante del otro, y se alejaron de los espíritus del zorro que merodeaban en busca de almas.”

Lectura que atrapa desde el inicio hasta el final en definitiva. Ideal para lecturas vacacionales, de mesita de noche o estancias hospitalarias sin menosprecio de momentos de escaqueo en turno de noche aprovechando que no hay jefatura laboral por los alrededores. Cuidado de regalar a la suegra que igual se trastorna y empieza a dar la turra en que hay que mandar donativos para bautizo de paganos bebés chinos amén de darles un nombre cristiano, ojito.
 
The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton  Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/
 

 
theadversiterchronicle@hotmail.es                                   

No hay comentarios:

Publicar un comentario