The Adversiter Chronicle

martes, 27 de agosto de 2019

"Bits a bits", suplemento vídeoconsolador


Una sección de Kitapayá en exclusiva para The Adversiter Chronicle

WIPEOUT - Omega Collection

No abandonamos la velocidad ni títulos que permitan a la veteranía compartir partida con la infancia y juventud de la casa. Cambiamos los coches rápidos por naves del futuro en circuitos futuristas que recuerdan a la mítica carrera de vainas de la saga galáctica cinematográfica. Uno de esos vídeojuegos que tienen en su sencillez y simplicidad argumental su grandeza ya que deberemos trabajar la coordinación, la agilidad mental y trabajar las neuronas de memoria, todo ello sin darnos cuenta y cuando nos percatamos han pasado los minutos sin enterarnos...

Sencillez por cuanto hay que limitarse a correr y ganar a los rivales con un inquietante cronómetro al que deberemos ajustar nuestro pilotaje. Simplicidad porque sólo hay que recordar el circuíto y manejar las distintas armas que vamos recogiendo por el circuíto y que requiere concentración, lo cual se logra porque tiene esa virtud de un buen vídeo juego que te hace sentir rabia y que compulsivamente vuelvas a intentarlo hasta lograr al menos acabar en tiempo clasificatorio. Y la grandeza de la virtud ya citada de querer intentarlo hasta lograr el objetivo y que no se logra si no llegas a la inmersión porque te parece imposible rebajar segundos al cronómetro, conjugar pilotaje con el manejo de armas y además y a la vez tener que tener en mente la imagen del circuíto para arañar tiempo.

Por supuesto las mentes digitales le cogen el manejo rápido, en el caso de jugadores veteranos y veteranas que aprendieron a manejar el joystick en los sistemas de finales de los 70´s y los 80´s la cosa conlleva tres o cuatro carreras para habituarse al mando y los botones pero se logra sin gran dificultad y la derrota nos servirá para pulir el pilotaje, acabar de integrar el mismo con las armas. Se logra pronto aunque no se puede descartar casos de dolor en los dedos ante la herrumbre acumulada durante décadas y lustros de no catar un mando. Simples molestias que se curan jugando, ya sea en solitario u acompañado. Si sois pudientes y tenéis los complementos para la realidad virtual de la consola, que no es mi caso, incluye versión para los mismos. En resumen un   juego sencillo en su complejidad para todo tipo de edades, porque como siempre os digo:
¡Quien no se consuela es porque no vídeojuega!
 
The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton  Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/
 



 
theadversiterchronicle@hotmail.es                  

No hay comentarios:

Publicar un comentario