The Adversiter Chronicle

martes, 25 de septiembre de 2018

"Memorias de La Transición", por Antón Rendueles

 
Unas memorias de Antón Rendueles en exclusiva para The Adversiter Chronicle

Aquel primer reloj digital

Me han regalado un móvil, dispositivo que se resume en un ordenador que además sirve de teléfono. Lo miraba y recordé mi primer cachivache digital allá por finales de los analógicos 70´s. Era noche de Reyes Magos y recuerdo nítidamente el CASIO, totalmente distinto a lo que conocía por un reloj. Las manecillas no existían, era información horaria en una pantalla de cristal líquido que además decía la fecha, tenía cronómetro y cuatro botones en lugar de una rueda; anticipando el futuro que ni siquiera llegaba a imaginar como lo es y vivo hoy. Aquel reloj anunciaba una nueva era, pero para mí aquel momento fue inolvidable...
El reloj venía en compañía de la que fue mi primera calculadora, de números de verde casi fosforito en la pantalla, puedo volver a encender fascinado la calculadora y probarla sumando, restando, dividiendo, pulsando funciones que eran entonces en mi mente desconocidos arcanos matemáticos...
Creo recordar aunque no lo recuerdo exactamente que todos tuvimos nuestro regalo digital pero tengo grabada la calculadora que recibió mi padre, pequeña y delgada que también tenía alarma, pero no recuerdo el resto de regalos de aquella noche...
Era un buen diseño y sigue plenamente vigente aunque ahora prime más el gusto y la moda de relojes de esfera y bisutería a precios de edición limitada aunque yo sigo con el CASIO, tengo otros relojes, un par, y si bien uno no funciona el otro da la hora en ocasiones de celebración o vestir bien un domingo pese a que no me visto de tal desde hace lo que parece una eternidad. Pero el confinamiento no me impide maravillarme de cómo avanzó la tecnología. Eran tiempos de borrascas políticas igual que ahora y sin embargo aquellos padres y madres nos permitieron una infancia y adolescencia libre de problemas y tal vez sea la hora de que esta generación privilegiada honre su trabajo y sacrificio mejorando el presente aunque tachen sus trabajos y sacrificios de entonces de inútiles y fascistas...
Miro la hora, miro las noticias escupidas por el televisor y miro la ventana pero quiero quedarme un poco más en el recuerdo, sentado perenne que aún se maravilla como aquel niño ante el regalo digital...
Antón Rendueles


The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton  Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/
 



 
theadversiterchronicle@hotmail.es
                                                       

No hay comentarios:

Publicar un comentario