The Adversiter Chronicle

viernes, 23 de febrero de 2018

ESPAÑA PONE EN ÓRBITA UN SISTEMA SAR: ANÁLISIS


Con la colaboración del Teniente Coronel Tapioca, miembro retirado del Estado Mayor de La Legión que actualmente regenta una tienda de Todo 1€,
en exclusiva para The Adversiter Chronicle

 
España se suma a los países con capacidad de observación satelital con el lanzamiento y puesta en órbita del satélite Paz donde destaca el radar de apertura sintética (SAR). Una inversión en tecnología, defensa y protección civil así que nadie mejor que nuestro experto en tecnología militar para que nos detalle los detalles que se escapan al común de los mortales...

-¿Qué puede decirnos, mi teniente coronel, sobre el satélite Paz?

-Pues no tengo ni puta idea, pollo. Está claro que los sistemas satelitales de observación de la superficie terrestre forman parte indiscutible de cualquier ejército tanto por implementación de los sistemas en las tácticas y análisis así como la conexión entre unidades operativas y unidades de inteligencia y recopilación de datos. Pero aparte de lo anterior, me es imposible decir más por cuanto soy miembro retirado sin acceso a información detallada y que en mis tiempos se utilizaban otros sistemas de observación.

-Pues entonces permita que formule otro interrogante: ¿Es verdad que durante la liberación del islote del perejil los franceses nos negaron información de sus satélites, ein?

-Perejil... ¡Yo no tuve nada que ver con el asunto del “perejil”, nada absolutamente y salí absuelto, pollo! ¡Mandé mis muchachos al terreno sin saber que era una plantación de “perejil”! ¡No ordené recogerlas y meterlas en sacos para tráfico y consumo, pensamos que eran simples hierbas de matorral! ¡Salí absuelto de todos los cargos, absuelto!

-¡Cálmese Tapioca, rediós, cálmese! ¡Tenga algo de compostura hombre de Dios! ¡Me refiero al islote de Perejil!

-Eeeeeh... sí....claro... el islote de perejil... Bueno pollo, piense que Marruecos es un aliado estratégico de los franchutes. Es como si nos pidieran uno de nuestros pájaros para perjudicar por parte de una país X a alguno de nuestros aliados estratégicos... Por otra parte, de la misma manera que no confiaría en un franchute para hacer una tortilla francesa, tampoco ellos nos dejan satélites para operaciones militares... Es un asunto de índole castrense que escapa a sus cortas entendederas, hijo. Pero quiero señalar, y deme fuego, que aunque ahora estos cachivaches orbitales son cosa corriente y plenamente operativos, durante mis años de servicio utilicé otros sistema distinto al SAR y nunca hubo problemas y mucho menos pedir asistencia a esos gabachos petulantes. Nuevos tiempos traen nuevos sistemas y nuevos problemas que precisan de nuevas soluciones, pollo.

-¿El sistema de antaño se basaba en aviones de vigilancia como el sistema AWACS, mi teniente coronel?

-¿Sistema AGUAS? No me suena... No, definitivamente no me suena de absolutamente nada. En una ocasión rompió aguas la esposa del oficial de intendencia pero supongo que es simple coincidencia fonética... Desde un punto de vista estrictamente militar, cada cierto tiempo se implementan nuevos sistemas pero eso del AGUAS, no. El sistema de antaño, como usted le llama, se basaba primordialmente en el factor humano como gestor del análisis de datos en una primera instancia que mediante tecnología de comunicación por ondas hertzianas transfería a la cadena de mando operativo la recopilación de los susodichos datos. Era el sistema BAH.

Pero en que inopia realidad vivimos el estamento civil de la sociedad, mi teniente coronel, que inopia! ¿Se refiere a un sistema basado en amplitudes de ondas básico, ein?

-Es que desde que suprimieron las levas de reemplazo la sociedad civil ha perdido los mínimos conocimientos y rudimentos de la vida castrense, pollo. No sé nada de cosas básicas esas que usted dice. El sistema BAH se basaba, cito un ejemplo ilustrativo, en que si en una o varias garitas se detectaba algo, pues se mandaba al cabo con una patrulla, echaba un vistazo y por la emisora daba el parte de situación; en ultima instancia y eslabón de la cadena de mando, era el oficial de turno quien decía: ¡Bah, eso no es ná! Hay que aclarar que cuando el oficial llegaba al retiro del servicio los nuevos oficiales aprendían el sistema rápido, sin falta de ordenadores y mucho menos satélites... ¡Eh, cenutrio, pase que se lo chusta entero y eso va algo cargado esta vez!

-¡Bah, eso no es ná!
 
 
The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton  Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/


 
 
 
 
 
                                                                   
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario