The Adversiter Chronicle

lunes, 7 de julio de 2014

"Bits a bits", suplemento vídeo consolador


Una sección de Kitapayá en exclusiva para The Adversiter Chronicle

JAKE RENEGADE FLIGHT

Ha llegado el verano y el veraneo con la inevitable frustración y desconsuelo de tener que mostrar en público las lorzas, la tripa cervecera, el busto caído cuando no arrugas en el rostro. Por si fuera poco, tenemos a los retoños y no tan retoños ya de vacaciones estudiantiles y verles manejar la vídeo consola puede inducirnos a la frustración parental...

Pero el vídeo juego que traemos hoy, cierto que superado para las generaciones nacidas en la era digital, es ideal para quienes eran retoños en la Transición, progres barbudos de mariconera al hombro y patillas a ritmo de Boney M, lectores que lo fueron compulsivos de Sal y Pimienta o LIB así como para jugar con la parienta donde disfrutareis de intensos momentos e instantes de pasión al calor adrenalítico inducido al superar pantallas.

El juego es simple en su planteamiento pero complejo en su juego sin llegar para nada a complicado.

Simple por cuanto es una variante de aquellos de la nave espacial sorteando obstáculos y artilugios enemigos pero aquí con visión subjetiva desde la cabina de pilotaje y vemos los obstáculos y armas enemigas de frente en el frontal de la nave.

Manejo sencillo ya que la nave se pilota moviendo el ratón y el gatillo es el botón izquierdo del mismo. La sensación de manejo de la nave es muy agradable ya que responde a los movimientos con instantaneidad y la pequeña mira de cruz en el frontal nos permite apuntar a la vez que sorteamos obstáculos. Hay 20 pantallas que combinan pilotaje y puntería, va subiendo la velocidad de desplazamiento a medida que superamos pantallas y os aseguro que es muy estimulante sortear obstáculos a casi 500 km/h...
Además es ideal para saber el grado de pedete lúcido bajo criterios de la Benemérita y pitufos de la Policía Local tras celebraciones gastronómicas tipo cenas familiares, de empresa, de amantes o simplemente de fin de turno con los compañeros del tajo, ya que sirve para saber cómo andamos de reflejos y capacidades de reacción.
Los dedos gordos como morcillas o la jaqueca por menopausia no son escusa para que nos sentemos con nuestros retoños a jugar, que si bien para ellos es un juego elemental, que estarán al menos lo que tarden en cansarse compartiendo un vídeo juego.
La estética es agradable y nos resultará confortablemente familiar el argumento y la nave, que resulta similar a las de la inefable serie Galáctica y tiene detalles gratos como escacharse el cristal del frontal a medida que nos hostiamos a más velocidad, indicador de velocidad y % recorrido en cada pantalla, indicador de vida útil que se llamaba y que aquí es el % restante de nuestra fortaleza física tras hostiones y disparos hostiles. También disponemos de niveles para entrenar velocidad y disparo.

Citar por último que nos servirá para habituarnos a la mirada subjetiva, juegos de velocidad y sentirnos reconfortados porque...
¡Quien no se consuela es porque no vídeo juega!



The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah

Director Editorial: Perry Morton Jr. IV
http://theadversiterchronicle.org/   

 
 
 
 
                                                                       

No hay comentarios:

Publicar un comentario