The Adversiter Chronicle

lunes, 16 de diciembre de 2019

"TELEMIERDA INC.", suplemento televisivo cutre


Suplemento televisivo cutre de The Adversiter Chronicle

GH VIP 2019: ¡Y la ganadora es...!
(¡Uy, que lo estiran otra semana!)

Restan horas, por no decir días, del concurso que ha entrado en esa fase de días tontos toda vez que está todo el pescado listo para subasta en forma de votos de la audiencia y que se gasten sus buenos aurelios unos días más en llamadas. Porque tras la expulsión de la primera finalista, eufemismo para ocultar lo desagradable de un cuarto puesto, que no fue otra que la Noemí, la casa se ha quedado con una Adara desconcertada que desconcierta a la audiencia por temas de amoríos, una Mila Ximénez envuelta en sus eternas tribulaciones que la llevan a ninguna parte salvo hacer el canelo arrastrándose por el suelo, lloreras de bajón anímico por baja autoestima y propósitos de enmienda que quedan en nada en cuanto hay un encontronazo verbal como fue el caso con Alba Carrillo, ésta también atribulada que ya no tiene a la mojigata de Noemí para enderezarla en temas de sensualidad y sexualidad. En definitiva, que la calma chicha es tal, que han tenido que sacarse de la chistera una nueva vuelta de tuerca metiendo al italiano seductor de Adara para animar el cotarro tanto en el concurso como en programas aledaños...

Y se ha ido la Noemí, no se sabe si iluminada, discípula aventajada o simple superchería de tono evangelista, con Dios de su parte y en nombre de Jesús para espantar los males aunque conozco unos y unas cuantas que si afirmaran que Dios se ha manifestado en forma belloteril caída de los cielos, les pondrían en contención mecánica y dosis intravenosas de Haloperidol dol dol. De Noemí se pueden hacer dos crónicas: una la concursante joven que nunca vio mundo salvo bajo la faltriquera de su madre y que ha vivido una experiencia de juventud, rollo pija inducida, que no hubiera vivido nunca en su entorno la experiencia de alegría de juventud que es Gran hermano; la otra, la social, vemos el ejemplo de mujer joven de etnia gitana que en base a creencias étnicas se casó más joven aún, fue madre casi tan joven aún y muestra un nivel cultural mínimo donde más que hacer reír con su inglés o sus patadas a la gramática es un ejemplo del déficit educativo de la nación de naciones nacionales con nacionalidades nacionalizadas que es España en estos tiempos de crisis económica...

No es ser anti Noemí ni anti cultura gitana, pero que una chica de su edad presente las carencias, el fanatismo infantil a la hora de hacer fe de su credo evangélico y cómo fue su romance, lo de que lleve lo que siempre se llamaron bragas de la abuela es lo de menos. Si Noemí representa a las mujeres de etnia gitana de su generación, estamos muy atrasados y aquí no se oyen voces del feminismo activista, claro que tampoco van a defender sus tesis al mundo musulmán. El caso es que para disgusto de su santa madre, la Noemí pese al potencial voto étnico y los que se ganó con su concurso no fue capaz de superar el primer corte para sorpresa del resto. Noemí parece una chica avispada que tal vez en un entorno que favoreciera el estímulo intelectual y no el brilli brilli de los cojones, podría haber sido una mujer del siglo XXI pero se queda en los tópicos típicos, porque cultura tiene aunque sea algo analfabestia, pero da la sensación de que nunca ha tenido oportunidad de ser ella por ella misma salvo el rol asignado a su condición. Respecto a sus rollos evangelistas, convierte en chirigota para el resto lo que más que profundas convicciones suelta tufillo a fanatismo crédulo desde la más tierna infancia...

En la gala de expulsión de Noemí, se lanzó una votación para que la audiencia decidiera quién del elenco concursante expulsado podía volver una noche a la casa, resulto agraciado el italiano que en una noche de besos y castos arrumacos así como cháchara de enamorados, mandó a la mierda la pareja que formaban Adara y el padre de su hijo, un Hugo Sierra desconsolado que cura sus penas de plató en plató mientras anuncia con cautela que tomará medidas cautelares. La pobre Adara, más confusa que un piano de cola en una chirigota de carnaval, se dejó llevar por la pasión emocional y ha renunciado definitivamente a Hugo para vivir el amor junto al italiano. Tras el morreo con tornillo la semana anterior con la visita de Hugo, este decantamiento pasional por el italiano arroja una imagen de Adara que ha sorprendido a propios y extraños. Cuando acabe todo y vuelva a Mundorreal posiblemente necesite de apoyo de profesionales, amén de un buen picapleitos, porque el Hugo va de tipo duro y macho alfa ofendido hasta el tuétano y de momento hará boicot no llevando al bebé a Madrid para que la madre no pueda tenerlo en su regazo la misma noche del fin del concurso...
¡Eso sí es machismo patriarcal y no los ponederos de las gallinas de corral!

Y poco más salvo que el show está en las galas donde el pobre Jordi González siempre está a punto de sufrir un colapso porque se le rebelan los y las familiares, defensores y demás fauna con un Sobera que a punto también pero es menos sufrido que el Jordi para estas cosas y ya hay que apostar a campeona: Alba Carrillo y su rollo pijotero tardo-adolescente en ocasiones han hecho una mierda de concurso, sólo citar que es poco profesional y sí bocachanclas por cuanto suelta intimidades para denigrar a un compañero sin querer aprender de una jodida vez que lo que pasa en el vestuario se queda en el vestuario; Mila lleva diciendo que quiere irse y que todo es una mierda desde el minuto diez en que pisó la casa y aunque merece quedar segunda por delante de la Alba, merece quedarse con la miel en los labios por pedorra y para que tenga que soportar a la petarda de la Belén Esteban cuando se engarren en Sálvame que la segunda ganó GH VIP y la primera quedó segundona; y la gran favorita porque ha vivido lo que se supone que debe vivirse en GH y es la que ha dado tramas, triquiñuelas y tramoyas, cierto que a estas alturas su imagen se ha deteriorado a niveles de persona poco madura, soñadora romántica empedernida y confusa en sus sentimientos, pero si fuera un macho alfa la culpa sería de la mujer, pero como es mujer, la culpa es de élla, de Adara...
¡De hecho ya la están crucificando y aún no ha salido!

The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton  Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/
 






 
theadversiterchronicle@hotmail.es
                                                      


No hay comentarios:

Publicar un comentario