The Adversiter Chronicle

miércoles, 15 de febrero de 2012

"Butaca de patíbulo", suplemento cinematográfico cutre


Suplemento cinematográfico cutre de The Adversiter Chronicle

¡Vaya par de gemelos!

La magia del cine reside en su capacidad de hacer sueños plasmados en fotogramas y que evade la mente…
La película que traemos hoy es de esas que no pasaran a las enciclopedias del cine salvo como reseña de la biografía de los protagonistas o del director. Por desgracia no puedo decir el director porque aunque TVE pone las películas sin cortes, corta los títulos de crédito, auténticas pequeñas joyitas que suelen pasar completamente desapercibidas porque tenemos la costumbre los espectadores de levantarnos de la butaca en cuanto sale el fin y los cines suelen cortar su proyección al ver que los culos abandonan las butacas…



La protagoniza el Arnorld ”Suarzeneger”, apellido austriaco impronunciable y latoso de teclear por lo que me referiré sencillamente a Arnold,  y el Danny De Vito, ambos populares en el estreno de la cinta en comedias el segundo y como estrella del cine de acción el primero.

La historia es sencilla: dos hermanos gemelos por ser del mismo embrión nacen durante un experimento de reproducción que busca el hombre perfecto en todos los aspectos. Pero al dividirse el embrión surgen dos fetos, al nacer el primero surge un ser que será educado y aislado, Arnold, y un segundo inesperado e imperfecto según el director del experimento. A la madre le dicen que su hijo murió al nacer y ocultan el nacimiento de un segundo bebé. Arnold, educado y criado en un ambiente científico es un erudito de conocimientos y musculado que desea conocer sus orígenes, a su madre, y encontrar a su gemelo que resulta ser todo lo contrario a él: bajito, feo, criado entre orfanatos y convertido en un delincuente de poca monta, al menos intenta serlo…


La película es típico ejemplo de comedia de los 80´s: estrellas de cine con buena taquilla, mujeres despampanantes que eligen a su pareja sin complejos pero que suspiran por el casamiento en el fondo,  el emperador era Reagan y aunque soplaban vientos de progreso en las relaciones sexuales, en estas comedias no era correcto mostrar mujeres casquivanas: una cosa era que tuvieran libertad de fornicio y otra romper los valores morales, que en la administración Reagan consistían en “somos cristianos porque los comunistas no creen en Dios”, así que en el fondo estas comedias tenían sus dosis de moralina subliminal que afortunadamente pasaban desapercibidas en las mentes de los jovenzuelos europeos, aunque lo malo de lo subliminal es que te crea un reflejo condicionado que no captas conscientemente…

 En mi caso este film tiene algo de especial porque de una manera u otra me ha acompañado en un trecho de mi vida, por alguna razón cayó en mis manos la casete  con la BSO y escuché la música algún tiempo. De aquella, en pleno auge del video clip, tenían la costumbre de intercalar en una escena, generalmente a mitad de la película, la canción principal de la BSO actuando en un escenario el propio intérprete, cosa que vista ahora demuestra el candor de los 80´s, tal vez porque los análisis indicaban que la URSS iba al colapso de su Sistema y era probable un conflicto en Europa…
Lo importante es que vista ahora inesperadamente, pasé un buen rato viendo y recordando… Sé que la vi en el cine aunque no recuerdo la sala, que por otra parte ya no existe.

Significó el visto bueno para Arnold como protagonista de comedias, en ésta se ríe de si  mismo y sus papeles que le llevaron a ser estrella del cine de acción, y tuvo mejor suerte que su rival en la taquilla el Stallone,  que pese a que lo intentó, no tuvo tanta fortuna en el género de la comedia.
Recomendarla porque si vivisteis su estreno sienta bien de vez en cuando mirar con serenidad al pasado y si no la visteis es un buen pasatiempo cinematográfico.
Cine, así, sin más.

The Adversiter Chronicle, diario dependiente cibernoido
Salt Lake City, Utah
Director Editorial: Perry Morton Jr. IV

http://theadversiterchronicle.org/






theadversiterchronicle@hotmail.es                          


No hay comentarios:

Publicar un comentario